Viernes 12 de Agosto de 2022

Logo
17 de octubre de 2011
(665 votos)

No comen vidrio, pero lo hacen

Si estás de paso por Alemania, no puedes perderte la ruta del vidrio, donde se pueden encontrar todo tipo de creaciones, desde las más burdas hasta las más artísticas.
No comen vidrio, pero lo hacen
Una de las vistas de Passau. Foto: iStockphoto.com

Al este de Baviera, en Alemania, hacen el mejor vidrio del mundo. O así dicen. Específicamente, la ruta del vidrio une Neustadt (en Waldnaab) con Passau, donde justamente se encuentra el Museo del vidrio y que es lugar de visita obligada para los amantes de este material, ya que aquí pueden verse más de 15 mil piezas de diferentes estilos y épocas.

Hight Waters en Passau (clickear para agrandar imagen). Foto: SXC.huDurante el recorrido, por supuesto, los visitantes no sólo pueden apreciar las diversas e infinitas creaciones que se hacen con este material sino que también pueden conocer un poco más de sus orígenes, su historia y su proceso de fabricación. Pero tal vez lo más pintoresco es ver cómo lo hacen, ya que esto implica el famoso soplado a la caña de hierro hueco, luego de extraerlo a elevadísimas temperaturas de los hornos.

Más allá de lo que puede apreciarse en cada fábrica, el camino que las une es una perlita imperdible, que vale la pena fotografiar. Bosques multicolores engalanan los caminos del vidrio. Entre las paradas obligadas está la región de los talladores de espejos, pero también y sobre todo el lugar de las arañas de cristal, en Arnbruck.

Así, a lo largo de los 250 kilómetros de longitud que tiene esta ruta –también conocida como ruta de cristal o bosque de cristal- se pueden conocer lugares como Arrach, donde en invierno se puede hacer una parada para disfrutar de su centro de esquí en los Alpes, entre otras actividades turísticas que ofrece este lugar.

¿Dónde parar?

- Neustadt en Waldnaab: tiene el Museo Europeo de Cristal de Bohemia, el Museo Municipal y el Museo del Vidrio, donde se puede apreciar, entre otras maravillas, un jarrón dorado de un metro de alto, tallado y grabado con rubís y oro.

-Pößberg: hay un Museo con hornos para la fundición del vidrio.

-Viechtach: allí se puede conocer un granero de cristal.

-Regen: está el conocido bosque de cristal.

-Frauenau y Passau: para conocer otro Museo del Vidrio.

-Weiden: para comprar, ya que allí está la metrópoli comercial del vidrio y la porcelana.

-Frauenau: está la fábrica de vidrio Freiherr von Poschinger.

-Eisch y Freyung: siguen los museos del vidrio.

-Passau: se la conoce como la ciudad de los tres ríos y tiene la colección más grande de cristal de Bohemia.

Tú, ¿conoces esta ruta? Cuéntanos aquí.

Otras notas sobre
Alemania - Rutas
Comentá esta nota en Facebook
Envianos un comentario sobre esta nota
Demuestre que no es un robot!

Galería
Acceder a Galería
Encuestas
Has hecho algun viaje turistico durante la pandemia de COVID-19




Ver Encuestas Anteriores