Lunes 17 de Junio de 2024

Logo
09 de noviembre de 2009
(278 votos)

Crisol de civilizaciones y aires inmemoriales

Esta tierra bendecida por la naturaleza con cadenas montañosas y costas en el Atlántico y el Mediterráneo también tiene una historia y tradición que explotan en todos los rincones del país.

Colorido paisaje en las calles de Marrakech, Marruecos (clickear para agrandar imagen)Relieves, sabores, aromas, colores, historias y paisajes no falta en Marruecos, tierra de contrastes donde conviven edificios de múltiples épocas, culturas e ideologías.

Fenicios, cartagineses y romanos fueron sólo algunas de las civilizaciones que pisaron estas tierras hasta el siglo V. A partir del año 647 se da la conquista árabe y la llegada del Islam a esas tierras.

Así, las tradiciones antiguas son parte viva del país y de cada ciudad en particular. Todo está regido por lo que manda el Corán, el libro sagrado del Islam.

La riqueza artística y cultural de Marruecos también es destacable. Ésta se basa en todas las muestras culturales que fueron dejando en las tierras todos los imperios que la gobernaron o las influencias andaluzas que se sienten en el aire.

A pesar de su apariencia “antigua”, existen variados lugares de alojamiento, desde hoteles 5 estrellas, albergues o riads, casas antiguas con patio interior y convertidas en hoteles para vivir la verdadera vida marroquí.

La impactante Mezquita de Hassan II en Casablanca (clickear para agrandar imagen)La ciudad más conocida de Marruecos es, sin duda, Casablanca, gracias a la famosa película protagonizada por Humphrey Bogart e Ingrid Bergman. Hoy Casablanca es una ciudad que une lo moderno y lo antiguo en una sinergia perfecta. Una imponente mezquita es el gran monumento de esta urbe, construida por el rey Hassan II de Marruecos. Las particularidades de este edificio de estilo árabe son su tamaño, sus ornamentaciones de mármol y granito y el hecho de que está construido a orillas del mar. Setenta y seis pilares sostienen el techo de madera de cedro y en su interior el templo tiene capacidad para 25 mil personas.

Otro punto imperdible es la Plaza Mohammed V, que reúne a su alrededor muchos edificios administrativos de la ciudad con una riqueza arquitectónica envidiable. Tiene una fuente impactante que de noche se ilumina y brinda un espectáculo inigualable.

Para ver lo más histórico de la ciudad hay que visitar el barrio llamado Antigua Medina, que se encuentra rodeado por murallas de varios siglos de antigüedad. Además de edificios con arquitectura de diversos períodos, plazas y monumentos, se pueden recorrer varios mercados callejeros y admirar a los vendedores y artistas ambulantes.

La ciudad más antigua de Marruecos, fundada en 789, es Fez, una capital religiosa y cultural que no tuvo demasiados cambios y que se mantiene, impoluta en el tiempo, con sus edificaciones originales aún en pie y sus calles intrincadas donde es imposible no perderse.

Paisaje de la ciudad de Fez. Sus edificios y los lugares donde se tiñe el cuero (clickear para agrandar imagen)La “Medina” de Fez es la parte más antigua de la ciudad, donde están los edificios más representativos, los mercados y donde la gente cocina sus platos típicos en la calle, llenando el ambiente con olor a especias. En los mercados populares se pueden comprar piezas de cuero de colores nunca vistos, alfombras artesanales y géneros riquísimos.

Un lugar único en el mundo que sólo se puede ver allí es la plaza donde se tiñe el cuero. Con cientos de fosas en la tierra, llenas con tinturas naturales de diferentes colores tratan el cuero y luego lo ponen a secar al sol. Admirar un gigantesco espacio lleno de huecos y teñidos de colores, es un espectáculo que nunca olvidarás.

En la parte nueva de la ciudad sentirás que estás en Europa. Todo es muy moderno y con arquitectura francesa. Allí se encuentra la residencia del rey y las calles son amplias con muchos árboles y tráfico.

No por nada es llamada “La perla del Sur”, ya que Marrakech es una ciudad icónica en Marruecos. La ciudad permanece detrás de sus imperiales murallas rojas y despliega ante los turistas, mezquitas, plazas y bazares multitudinarios para zambullirse en el estilo de vida local.

La plaza Jemaa Fna es el centro neurálgico de la ciudad, ya que hay puestos de comida, gente hablando, niños corriendo, shows de artistas y vendedores de cualquier tipo de artesanías. La cordillera del Atlas se encuentra muy cerca de la ciudad por lo que sus picos dan un espectáculo increíble desde muchos puntos de Marrakech.

La UNESCO declaró a esta ciudad como patrimonio de la humanidad por su riqueza artística y cultural. Cientos de palacios y mezquitas se agolpan en las cuadras más antiguas, mostrando todo tipo de arquitectura y muchos edificios adornados por millones de mosaicos de colores.

Sin duda, Marruecos es una combinación perfecta de sabores y colores donde uno se encuentra con estilos de vida olvidados y una cultura tan firme como sus milenarias mezquitas.

Más información:
» www.visitmorocco.com

CÓDIGO DE GOOGLE MAPS

Marruecos Crisol de civilizaciones

Ver Marruecos en un mapa ampliado

Comentá esta nota en Facebook
Envianos un comentario sobre esta nota
Demuestre que no es un robot!