Martes 09 de Agosto de 2022

Logo
26 de junio de 2013
(455 votos)

El tsunami de piedra

Una gigantesca ola salpica el desierto de Arizona. Un paisaje inverosímil se expresa en el singular tallado que el viento dibuja sobre la arenisca del Jurásico.
El tsunami de piedra
The Wave, en Arizona, es un paisaje desértico particularmente bello.

Por Verónica Luna
La aridez de un lugar desértico tiene como contracara la magia de un panorama inesperado. El clima cálido durante el día, el frío durante la noche caracterizan a cualquier desierto. Pero el de Arizona más que cubierto de arena, muestra formaciones rocosas compuestas de frágil arenisca de 190 millones de años de antigüedad.The Wave Arizona
Dunas enormes que se fueron compactando con el paso del tiempo parecen congeladas en un diseño paisajístico en el que la naturaleza se luce. Sin embargo, se van modificando sigilosamente a causa del trabajo minucioso que realiza la erosión eólica y también la lluvia. La Ola –The Wave-, tal como se conoce a la formación geológica, se ubica en el estado de Arizona, cerca del límite con Utah, en la reserva protegida de Paria Canyon Vermilion Cliffs Wilderness (Parque Natural del Cañón de Paria y las Colinas Bermellón), en la meseta de Colorado.
La composición del suelo rico en hierro hace que las tonalidades rojizas le otorguen al paisaje un colorido que se suma al atractivo de sus formas. Por tratarse de areniscas, son formaciones susceptibles al cambio. Recorrer el lugar conlleva el riesgo de modificarlo. Por ese motivo, los permisos para visitarlo son limitados. Se otorgan sólo 20 por día, que hay que reservar con anticipación de cuatro meses, o participar de un sorteo que se realiza diariamente en la estación de visitantes de Kanab, Utah.  
El precio de los permisos es de 5 dólares por persona por día. En La Ola sólo está permitido el paseo diurno. Los mejores momentos para hacer la visita son en otoño y primavera, especialmente al amanecer y al atardecer. También es recomendable después de una lluvia intensa puesto que se forman piscinas naturales que aportan un detalle de color al paisaje. El horario del mediodía, en cambio, ofrece una vista totalmente distinta ya que por la posición del sol no hay sombras y se aprecia mucho mejor el efecto natural de la formación. The Wave Arizona
La carretera 89A conduce desde Page (Arizona), o desde Kanab, a zambullirse en la gran Ola. Si no se dispone de vehículo 4x4, en ambas ciudades se puede alquilar uno, ya que es necesario para circular por la zona. También se puede contratar el servicio de guías, que será de gran utilidad especialmente en el acceso al lugar, algo difícil sin una orientación exacta. Además, hay que tener en cuenta que una larga caminata, de más de una hora de duración, antecede al chapuzón en La Ola.
Las caminatas es recomendable realizarlas por la mañana. Al tratarse de un recorrido por un ámbito desértico, sinónimo de altas temperaturas, vientos, tormentas de arena y poca sombra, es indispensable estar preparados para iniciar la aventura. A todos los excursionistas se les provee de una hoja de ruta, sin embargo, por las características del terreno y los juegos de luces y sombras, encontrar La Ola es todo un desafío, especialmente para los viajeros inexpertos. Una brújula o un GPS serán de gran ayuda. Requisito fundamental es llevar agua y equipamiento adecuado para realizar el tour. The Wave Arizona
La onda sinuosa es la protagonista de la panorámica que domina en el lugar. Su exótica belleza paisajística es un hallazgo para los buscadores de destinos singulares. Como si se tratara de un cofre lleno de piedras preciosas, la ondulación del terreno es un gran depósito de areniscas que actúan como verdaderas gemas incrustadas en el horizonte. Pero el Parque Natural del Cañón de Paria y las Colinas Bermellón, en sus 112.500 hectáreas tiene varios circuitos posibles. El viajero podrá descubrir en su interior altos murallones de piedra roja que conforman anfiteatros naturales, acantilados que dominan el desierto, y recovecos en los que es irresistible la tentación de perderse, tan solo para dejarse sorprender por el trabajo artesanal que con esmero la erosión natural realiza sobre las rocas. Los jardines colgantes y los arroyos pueden resultar inesperados, pero no por ello menos pintorescos. Circuitos exigentes que requieren de destreza y precauciones adecuadas teniendo en cuenta la fauna que habita el lugar, sobre todo los reptiles e insectos venenosos.The Wave Arizona
Su acceso restringido hace de La Ola un destino privilegiado para pocos que se manifiesta con la fuerza de un tsunami que inunda todo alrededor. Dejarse atrapar por La Ola, se transforma entonces en una verdadera fiesta.
¿Alguna vez visitaste The Wave de Arizona? Compartí aquí tu experiencia.
Más información en:

Bureau of Land Management

 


Ver El tsunami de piedra en un mapa ampliado
 
 
Otras notas sobre
Arenisca - Parque Natural - La Ola - Colorado - Paria Canyon Vermilion Cliffs Wilderness - Desierto - Arizona - The Wave
Comentá esta nota en Facebook
Envianos un comentario sobre esta nota
Demuestre que no es un robot!

Galería
Acceder a Galería
Encuestas
Has hecho algun viaje turistico durante la pandemia de COVID-19




Ver Encuestas Anteriores