Martes 09 de Agosto de 2022

Logo
11 de diciembre de 2013
(515 votos)

Desde los tiempos de la Confederación Argentina…

En el año de su Bicentenario, Paraná suma novedades a sus tradicionales propuestas
Desde los tiempos de la Confederación Argentina…
Costanera de la ciudad de Parana

Por Ignacio Stábile
El pasado 25 de junio, la ciudad de Paraná celebró sus 200 años de historia en base a un hecho particular: aquel día del año 1813, el poblado de la Baxada de la Otra Banda del Paraná es elevado al rango de Villa.
Más tarde fue el turno de la capitalización, en 1822, hasta la por todos recordada designación como ciudad capital de la Confederación Argentina en 1853, a manos de Justo José de Urquiza, luego de la Batalla de Caseros en el año anterior, para que también sirviera de asiento a las autoridades nacionales.
La celebración no solo sirvió para repasar estos momentos relevantes del pasado paranaense, sino también como muestra del potencial de la ciudad para la atracción de turistas, sumado a los esfuerzos en la  organización de sus ciudadanos.Cidad de Parana
Durante los días 22, 23, 24 y 25 de junio, diversas actividades, desfiles, recitales y muestras tuvieron lugar en la capital provincial.
Pasó el tiempo y, sin embargo, hasta el día de hoy, Paraná mantiene la elegante impronta de antigua ciudad capital, que se aprecia tanto en las 44 hectáreas del Parque Urquiza (el área de barranca parquizada que perteneció originalmente al gobernador de Entre Ríos y que fue intervenido por el paisajista francés Charles Thays) como en la Alameda de la Confederación (tradicional avenida que recuperó recientemente su nombre original).
Asimismo, la ciudad cuenta con un importante patrimonio edilicio, dentro del cual figuran viviendas particulares, edificios públicos, museos e iglesias.
A los tradicionales medios de acceso por vía terrestre (a través del túnel subfluvial que la conecta con la ciudad de Santa Fé y la Ruta Nacional 12) se sumará a partir del 2014 el regreso de la operatividad aérea por parte de Aerolíneas Argentinas (Entre Ríos era la única provincia a la cual no volaba la companía de bandera nacional). Actualmente la conexión aérea la ejercen unos pocos vuelos al mes operados por LAER entre Buenos Aires (desde el Aeroparque Jorge Newbery) y Paraná.
Nuevas propuestas hoteleras se han sumado en los últimos años, lo que denota el fuerte crecimiento de la industria turística en la ciudad, así como también la necesidad de brindar un mejor servicio a quienes la visitan. El histórico Hotel Mayorazgo fue comprado y puesto en valor por la cadena Howard Johnson y se mantiene como el hotel número uno de Paraná, aunque con una notable mejora en sus estándares de calidad.
Otras propuestas, como un hotel boutique y nuevos hostels se suman a la diversidad de alojamientos.
ParqueEntre las propuestas culturales que atraen a los viajeros se destacan la Fiesta del Mate, que se realiza los primeros días de febrero, ofreciendo recitales, desfiles y el denominado “Concurso Nacional de Cebadores”, donde se busca al mejor cebador de mate, quien debe demostrar su destreza en la materia.
Otro evento que comenzó hace 15 años como una simple reunión entre amigos, se transformó con el tiempo en uno de los grandes sucesos de la región litoral: se trata de la Fiesta de Disfraces que se lleva a cabo en el mes de agosto.
La fama del mismo ha generado una convocatoria que trasciende las fronteras nacionales y que atrae a miles de personas a la ciudad de Paraná, días en los que es virtualmente imposible conseguir alojamiento. A causa de la magnitud de la fiesta y de lo popular que se ha vuelto la misma, los habitantes pretenden declararla como fiesta nacional.
Muestras de renombre también han tenido lugar recientemente en la ciudad, como la que se realizó en el Museo Provincial de Bellas Artes Pedro E. Martínez, siendo el primer museo que exhibe obras de Joan Miró (así como también de un artista catalán) en la historia de Entre Ríos. Con gran éxito se desarrolló la muestra, a la que se suman las obras exhibidas de manera permanente de, por ejemplo, Cesáreo Bernaldo de Quirós.
Para nostálgicos, amantes del campo y de los pueblos pequeños, se puede realizar una visita a las denominadas “aldeas”, es decir, las pequeñas poblaciones fundadas originalmente por los alemanes que llegaron al país desde Rusia, específicamente de la región del río Volga.
Cuando la emperatriz Catalina la Grande llevó a cabo el proceso de rusificación, expulsó a gran cantidad de alemanes que se asentaban en dicha región. Muchos de ellos llegaron a Porto Alegre, Brasil, mediante barco y otros al sur de la provincia de Entre Ríos, remontando el Paraná.
Más de un siglo después del asentamiento en territorio litoraleño, en las diferentes aldeas que se encuentran sobre la ruta 11 entre Paraná y la ciudad de Victoria  (Aldea Brasilera, Aldea Protestante, Aldea Valle María, entre otras), se puede apreciar en las mismas la apacible vida pueblerina, además de encontrar restaurantes, comedores y locales donde es posible probar diversos platos de origen germano.
Con sus orgullosos 200 años a cuestas, la capital entrerriana combina la impronta elegante de haber sido el centro político de la Confederación Argentina, el movimiento, el trabajo y la población de una capital provincial en la actualidad, pero sin perder el aroma a pueblo que convive, en todos los sentidos posibles, con el río Paraná. 


Ver Desde los tiempos de la Confederación Argentina… en un mapa más grande
 
Otras notas sobre
Argentina - Parana
Comentá esta nota en Facebook
Envianos un comentario sobre esta nota
Demuestre que no es un robot!

Galería
Acceder a Galería
Encuestas
Has hecho algun viaje turistico durante la pandemia de COVID-19




Ver Encuestas Anteriores